Si hay un mueble que se lleva todas las miradas en el living, es el sofá. Elemento central de la decoración, no sólo debe tener estilo, sino también ser funcional respecto al espacio que ocupa en la habitación.

¿Quieres saber cuál es el mejor lugar donde ubicarlo y así aprovechar eficientemente los metros cuadrados? Aquí te dejamos 6 propuestas.

Pegado al muro

Probablemente una de las opciones favoritas y más recurrentes. Pegar la parte posterior del sofá al muro principal de tu living ayudará a definir el espacio, sobre todo si la habitación es pequeña.

Además, se verá más liviano visualmente y creará una cómoda zona de paso.

Esta opción te dará suficiente espacio para poner una mesa de centro o un par de butacas que cierren el ambiente haciéndolo más acogedor. Asimismo, es ideal si quieres poner una televisión, ya que puedes hacerlo justo en frente y así disfrutar cómodamente de tus películas y series.

¿Quieres destacar tu sofá? Entonces aprovecha el muro posterior para utilizar un color de pintura vibrante o un papel mural con diseño. Será una linda forma de decorar y darle un atractivo extra a tu living. 

Pegado a la pared es la forma más tradicional de situar el sofá.
Ver sillones y sofás | SODIMAC

Como separador de ambiente

Si tu living es grande y combina en un mismo espacio la sala y el comedor, nada mejor que tu sofá para separar ambos ambientes, ya que es un mueble grande y bajo, por lo tanto, no interferirá visualmente.

Respecto al estilo, funcionarán mejor aquellos sofás modernos, de líneas rectas y sencillas. Si no quieres que se vea la parte posterior o sientes que se ve muy vacío, puedes incluir un arrimo en la parte de atrás. Será un lindo complemento para poner algunos adornos y una lámpara de mesa.

Un sofá puede servir para separar dos ambientes.
www.beckyshea.com

Efecto pasillo

Tu sofá también será el mueble perfecto para crear un pasillo. Para eso, ubícalo a unos 90 cms del muro o de algún mueble, de esta manera crearás una cómoda zona de paso.

Esta alternativa es ideal si tu living es grande y necesitas que exista el libre tránsito, por ejemplo, para la salida a un patio, o hacia otro sector como un rincón de lectura.

Puesto de forma estratégica, el sofá puede crear un pasillo para el paso cómodo en tu living.
Ver muebles de living y estar | SODIMAC

En un rincón

Por lo general, los sofás en L son los preferidos para usar en un rincón. Sin embargo, no son la única alternativa. Sofás de 2 y 3 cuerpos, rectos, también podrán ir arrinconados, sobre todo si la habitación es pequeña y necesitas optimizar el espacio.

Para que se vea bien y aporte a la decoración de tu living, agrega -justo en la esquina- varios cojines y mantas que den una sensación de “nido”. ¡Se verá súper acogedor y confortable!

Si quieres llevar el look un paso más allá, suma una lámpara de techo que caiga sobre los cojines o un foco de muro que aporte una iluminación tenue y directa sobre el espacio.

El sofá en el rincón funciona muy bien para cualquier decoración.
www.jojotastic.com

Bajo la ventana

Sea un amplio ventanal o una ventana más pequeña, ubicar tu sofá debajo puede ser una excelente opción, sobre todo si quieres destacar la vista, ya que con un mueble tan grande todos los ojos se irán hacia ese sector.

Esta alternativa es perfecta si no tienes un muro disponible donde apoyarlo y necesites optimizar el espacio.

Eso si, ten en cuenta algunas consideraciones:

  • Ojo con que el respaldo sea muy alto, ya que puede tapar la luz que ingresa por la ventana.
  • No te preocupes por las cortinas, puedes usar un visillo delgado y hacer que caigan hacia el lado. Si es necesario, despega algunos centímetros el sofá de la ventana.
  • Si quieres poner una televisión justo al frente, ten en consideración el reflejo. Puedes optar por ubicarla en otro lugar o poner cortinas que impidan el paso del sol o de una luz muy intensa.
Una alternativa cuando no tienes muro para poner el sofá.
Ver sillones y sofás | SODIMAC

Enfrentado a otro sofá

Si tienes suficiente espacio, entonces enfrentar dos sofás será una solución muy elegante. Uno de ellos puede estar pegado al muro y el otro no necesariamente. Asimismo, pueden ser dos sofás idénticos o diferentes, eso sí, procura que tengan un estilo o color similar para generar cierto equilibrio. Lo importante es que entre ambos quede un espacio de unos 2,5 metros para que se pueda transitar y poner una mesa de centro.

Esta solución le dará un toque clásico a la decoración de tu living, sobre todo si tienes alguna pieza como una chimenea o librería que quieras destacar y transformar en el punto focal.

Enfrentar dos sofás es una solución muy elegante para tu living.
www.boligmagasinet.dk

6 ideas de cómo poner tu sofá y aprovechar el espacio al máximo. ¡Esperamos que te hayan gustado!

Ir al registro para recibir el newsletter Decolovers

Te puede interesar:

7 tipos de sofá para elegir el perfecto para ti