Nada mejor que una silla colgante para mecerse y disfrutar de una rica tarde de otoño. Y si te estás preguntando dónde será mejor instalarla, aquí te contamos por qué deberías considerar ponerla en tu terraza, pero también en tu living o dormitorio.

Tarde de relajo para uno

Si cuentas con un espacio exterior reducido, estas sillas son perfectas. Si bien son de gran tamaño, al estar colgadas generan una sensación de mayor liviandad en el ambiente.

Ideales para quienes viven solos y disfrutan de un tiempo “para uno” leyendo, escuchando música o tomando algo rico. Súmale una pequeña mesa de apoyo y tendrás es spot perfecto para este otoño.

Terraza con silla colgante de mimbre. Sobre ella se encuentran dos cojines con estampados azules y blancos, y una manta en las mismas tonalidades. Junto a ella hay una mesa lateral blanca con forma de cilindro y sobre ella, una pequeña planta con un macetero anaranjado, rosado, rojo y blanco.
www.graymalin.com

Para tu Terraza boho chic

El poder decorativo de las sillas colgantes es enorme, y nada mejor que incorporarlas si buscas una vibra bohemia en tu terraza. Para eso, prefiere aquellas hechas de fibras naturales y en tonos claros, se verán muy bien combinadas con muebles de madera, una alfombra de yute y textiles suaves.

Terraza de estilo boho chic con una silla colgante blanca, la cual sostiene dos cojines blancos y uno beige. Bajo ella hay una alfombra circular de yute, un cojín estampado beige y café claro, y una sandalias de yute. Junto a ellas una mesa lateral que simula ser un tronco. De fondo hay mucha vegetación y hojas de palmera.
www.seatribe.com.au

Un living divertido

Instalar una de estas sillas en tu living será tema de conversación. No sólo se verán increíbles, sino que será un elemento divertido que, sin duda, se transformará en una de las piezas principales del espacio.

Si no sabes dónde instalarla, un rincón vacío siempre es un buen lugar. Otra opción es ponerla en el lugar donde iría una butaca o poltrona. Para incorporarla al resto de tu decoración, agrégale cojines similares a los de otros sillones, y listo.

Sala de estar de estilo boho chic. Las paredes son blancas, el piso de madera y la alfombra es color arena con diseños rosados, negro y café claro. A un costado de la imagen hay un sofá en ele blanco con cojines rosado y otro mostaza. Al otro extremo de la sala de estar se ubica una silla colgante de madera con un cojín rosado para sentarse, uno blanco circular y otro gris con forma de concha para decorar. Frente al sillón hay una mesa de centro circular de madera, que sostiene dos pilas de revistas y un florero. Y a su lado, un pouf estampado en color rosado, café y beige.
www.inlovemag.es

Relajo en el dormitorio

Si bien el dormitorio ya es un espacio de relajo, ¿qué tal si le sumas un elemento más? Una silla colgante será el lugar ideal para desconectarte después de un largo día de trabajo, en un ambiente acogedor e íntimo.

Puedes ponerla en una esquina, acompañada de una lámpara de pie que te provea de luz tenue, o de unas guirnaldas de luces para lograr un ambiente aún más suave.

Dormitorio de paredes blancas, piso de madera oscura, casi negro, alfombra estampada en tonos tierra y cama con estructura de madera, sábanas blancas y cojines y manta en tonos tierra. El velador también es de madera y a su lado cuelga una silla colgante negra con un cojín circular blanco, una manta peluda blanca y un cojín café claro.
www.pinterest.com

Pausa creativa

Si tienes un escritorio en casa, entonces una silla colgante puede ser el lugar perfecto para una pausa creativa. Descansa de tanto trabajo y disfruta de algunos minutos pensando en nuevas ideas en un rincón acondicionado para aquello.

Puedes instalar la silla y junto a ella un mural con recortes, fotografías, o imágenes que te inspiren, así como plantas para un toque fresco y natural. ¡Perfecto para desconectarse!

Sala de estar de paredes blancas y piso negro, con un gran ventanal con marco negro y cortina roller blanca. Al centro de la imagen hay una silla colgante redonda transparente con cojines en blanco y negro, y una manta colgando negra. Hacia el fondo hay una escalera decorativa junto a un cojín blanco y negro, al lado de un sofá blanco.
www.inspiratie-interieur.nl

En Una gran terraza

Si cuentas con una gran terraza, entonces ¿por qué no sumar dos sillas colgantes? Puedes poner una junto a la otra y crear un espacio tipo “lounge” o un mini living junto a un comedor exterior.

Combínalo con muebles de terraza tradicionales, de fierro o madera, que incluyan sofá y mesa de centro. Juntos crearán un lindo equilibrio logrando un espacio armónico y súper elegante.

Terraza con dos cillas colgantes blancas que cuelgan desde una viga, también blanca. Ambas sillas tienen cojines en tonos azulados, al igual que un juego de terraza que está adelante de las sillas colgantes.
www.homebunch.com

Rincón de lectura

Si eres amante de la lectura, nada mejor que dedicarle un rincón exclusivo dentro de tu casa. Sólo deberás instalar una repisa con todos tus libros y junto a ella una silla colgante. Súmale un cómodo cojín y una manta para cubrirte las piernas.

No te olvides de incorporar una mesa de apoyo para dejar una taza de té o tus anteojos, y una lámpara para iluminar el espacio. Aquellas con brazos, de muro o de pie son perfectas, ya que podrás dirigir la luz directamente hacia el asiento.

Rincón de lectura con una repisa blanca, en la cual hay libros, canastos organizadores, plantas, fotos y otros elementos decorativos. Junto a ella hay una lámpara de pie con una esfera blanca, y a su costado, una silla colgante blanca. Sobre ella hay una manta peluda blanca, un cojín blanco y una manta rosada sobre ambos. Frente a ella hay una pequeña mesa de fibras naturales que sostiene una planta.
www.instagram.com/simplecozycharm

En la pieza de los niños

Las sillas colgantes son divertidas, por eso, sumarla a la pieza de los niños es una excelente idea. Las de mimbre se verán muy bien; incluso si quieres, puedes darle una mano de pintura para que combine con la habitación. Turquesa, amarillo o rosa son algunos colores que puedes elegir.

Para el toque infantil, agrégale un cojín con figuras de animales, de estrella o corazón, ideal si es en tonos vibrantes y telas peluditas o bien suaves.

Silla colgante de mimbre dentro de una habitación infantil. Está junto a un pouf amarillo, una repisa con libros de colores, algunos juguetes y un libro abierto en el suelo, sobre una gran alfombra blanca. Uno de los cojines que está sobre la silla colgante es peludo y beige, el otro es estampado blanco con azul y el de asiento y respaldo, también son blancos.
www.hgtv.com

¿Interior o exterior? ¡Da igual! Las sillas colgantes se verán bien en cualquier espacio de casa. Encuentra la tuya en Sodimac.

1- Silla Colgante Terra / 2- Silla Colgante Rattan / 3- Silla Colgante Rattan Café / 4- Silla Colgante Rattan Nipona / 5- Silla Colgante Boho Rattan / 6- Silla Colgante Rattan / SILLAS COLGANTES | SODIMAC

Regístrate en decolovers - el espacio de Sodimac para la decoración

Te puede interesar:

Accesorios y muebles de terraza ¡de fibras naturales!